Homenaje a Juan Antonio Cebrían :(

20 octubre, 2008

Ya ha pasado un año desde que nos dejaste… Ese día me quedará marcado con fuego en la memoria. Una noche te acuestas, enciendes la radio y esperas encontrar esa voz familiar; cálida, que te ha acompañado durante tantos años. Descubrirte fue una de las mejores cosas que me han pasado en mi vida. Contigo aprendí valores como el respeto, la honestidad, la educación… cosas que nunca he aprendido en la televisión.

Llega la hora… me pongo el pijama y me acuesto. Enciendo la radio y escucho la sintonia que tanto me hizo soñar con espías, batallas medievales, escaramuzas antiguas o grandes campiñas verdes y cruentas batallas. Durante las siguientes horas cerraba las ojos y escuchaba tus pasajes de la historia, imaginándome como William Wallace avanzaba contra los ingleses o como Pelayo resistía en la Cova Dominica. Tu sí que sabías enseñar historia. La hacías vivir de nuevo.

Esa maldita madrugada del Domingo conecté la radio, pero como hacia casi siempre en tus programas del sábado los bajaría el lunes en mp3 porque así podía salir de fiesta.

Sintonizo la 95.2… escucho un señor como habla sobre tí junto con otro compañero. Pero era un poco extraño, hablaban despacio, con pausas. Como pensando o recordando. Pocos minutos después por fin me doy cuenta…

Una mezcla de sensaciones corrían por mi cuerpo; negación, furia, tristeza, melancolía… No por dios… ¿Por que tú? Sentí que perdía a un familiar cercano, casi como un hermano que desde pequeño te enseña todo lo que sabe y trata de enmendarte y llevarte por el buen camino. Fueron días extraños. No ibas a estar más… No ibas a poder ver  crecer a tu hijo Alejandro. Y la pobre Silvia…

Grande, grande, grande. No se me ocurre otra palabra para recordarte.

Me queda el consuelo que mucha parte de mi te lo debo a tí y a tus programas. Muchas días hasta las tantas escuchándote, desde que tenía 12 años… Joder, merecía la pena llegar tarde a clase por la mañana y que me dieran siempre el toque. Siempre te llevaré en mi corazón, practicando tus consejos.

Fuerza y Honor, amigo.

«¿Un truco para levantarnos cada día y sobrevivir al día siguiente? Pensar en positivo y sonreír por los dones que nos entregaron los dioses. Estaremos muy poco en este planeta y merece la pena que lo aprovechemos.»


Un pasaje de la historia aleatorio para que veáis como trabajaba este hombre:

Enlaces:

Wikipedia | http://es.wikipedia.org/wiki/Juan_Antonio_Cebrián

Anuncios